Brutal fisting a una rubia y una morena

La verdad es que creo que se pueda hacer un fisting y que no sea brutal, por definición un fisting es una manera brutal de hacer un dedo, o un puño o meter un dildo gigante por el coño o culo de la chica, por ende tiene que ser brutal, así que decirlo es un poco redundante, pero desde luego, este vídeo sí que es brutal, no solo por el fisting si no porque tendremos dos por el precio de uno, así que veremos primero a una madura rubia con unas tetazas brutales recibir el puño entero de un tío y luego será una morena la que juegue con su coño para dilatarlo bien y meterse un dildo negro jodidamente grande. Sin duda estas dos guarras son dignas de admirar porque conocen su cuerpo y lo llevan al límite totalmente, porque les encanta sentir todo lo que pueden sentir, meterse hasta el fondo cualquier cosa brutal y dilatar su coño hasta decir basta. Sin duda si te gusta lo extremo te verás gratamente recompensado con este vídeo, porque no tiene límite, es todo brutal y exagerado, así que da al play y observa la capacidad de estas mujeres en este vídeo que nos traen los amigos de Petardas en exclusiva.

Extremo fisting, como les gusta

Como he avanzado lo primero que veremos será ala rubia, rumbada en el suelo, con las piernas abiertas y el puño del tío dentro de su coño. Se lo meterá bien dentro, hasta el fondo y cada vez más rápido mientras ella lo siente entero dentro se va mojando cada vez más. Pero no quedará ahí, después se meterá un dildo negro bien grande que a su vez se meterá después la morena, hasta el fondo de su coño, para correrse bien una y otra vez. Una pasada.