Cecilia quiere su culo con dos pollas

Visto 461 veces
50%
1
Cecilia, una chica atrevida, entregada a un juego que le gusta. Esta atado con una dilatador en su culo. La tiene atada, esperando a los demás participantes. Ella muestra su culo, con gusto, lo menea, le van quitando la ropa interior, la besa, la aprecia. Finalmente le quitan las ataduras, las telas que la cubren. Se puede mover libremente, camina, se muestra, se menea, la disfrutan. La morocha espera con ansias las dos pollas que la penetrarán. Se quita lentamente su dilatador, muy lentamente, tiene el culo muy abierto, justo para que le metan una polla enorme y llega, no una, dos, la clavan fuertemente. Ella grita, grita mucho, no sabe si es de dolor o placer, o ambas tal vez. Grita, grita más más fuerte, pero no la escuchas, le siguen metiendo las dos pollas gigantes a la vez. El culo y el coño, el coño y el culo, los dos penetrados sin piedad, arremetiendo a su interior. Ella esta exhausta, se retira brevemente, se moja la cara, el cabello, se le corre el maquillaje. Uno de ellos la limpia, quieren seguir follandola, le piden que se tumbe en el suelo, con el culo hacia arriba, así lo hace, su culo esta muy abierto, casi entraría los dos. La vuelven a follar, duro y más. Cuando ya no pueden más, van por su boca, a llenarla con su leche. Ella le chupa la polla, se la traba, la saborea, momentos más tardes le dan su semen, le llena la boca, ella lo muestra, la boca blanca, chorreando, el no le deja caer una gota, se lo mete todo, quiere que se lo trague. Ella con la boca llena de semen, lo muestra, orgullosa, lo agradece, se lo tomará...