Joven japonesa masajea y masturba a su inocente cliente

Visto 1607 veces
59%
9
La joven japonesa Harumi decidió abrir su propio local de masajes en el centro de la ciudad nipona. Como no tuvo mucha suerte con lo tradicional, resolvió darle un giro a su emprendimiento para tener más clientela y dejarlos satisfechos, con muchas ganas de volver. Con su pequeño cuerpo, de tetas chicas y mucha cara de guarra, ella atiende su local donde da masajes a los hombres hasta que se corran sobre su cuerpo que disfruta de recibir el semen de sus clientes. Por falta de plata decidió no tener empleadas y atender ella sola a todos los hombres que asisten a su centro de masajes. Así descubrió cuánto le gusta sentir las pollas duras y aceitadas en sus delicadas manos y masturbarlos con ellas y sus tetas. Antes de que les toque el turno, Harumi pone a disposición una computadora para que los clientes consuman todo el porno gratis que quieran en Rubias19 y XVideos para que entren al salón donde ella los espera en bikini con el pene duro y muy caliente.

Ella también se calienta y quiere más

Ella los masturba como una puta que nunca tuvo una polla en sus manos. Lo que sucede es que se le mezclan dos asuntos, la cantidad de clientes esperando y las ganas de sentir leche sobre ella. Las japonesas son famosas por ser serviciales, pero Harumi ha descubierto que le encanta que los clientes la follen y le complazcan sus deseos. Así es que cuando se calienta mucho deja que la manoseen e incluso que le corran la tanga y se desesperan tanto que quieran violarla. Harumi no se le cruza por la cabeza poner empleadas, quiere todas las pollas para ella solita. Incluso está pensando poner cámaras escondidas en la consulta y hacer tríos con sus clientes e incluso algún que otro gangbang para subirlo a las redes.