Jovencita rusa paga el alojamiento con el sabor de su coño

Visto 378 veces
100%
0
Una muchacha rusa viaja a Praga por trabajo sin pensar que los problemas con su hotel, sumado a su belleza y simpatía le harán pasar momentos geniales lejos de su fría patria. Por suerte para la jovencita, en una plaza conoce a un verdadero caballero que queda flechado con su belleza y luego de escuchar sus problemas decide alojarla en su departamento. ¿Será que solo tiene buenas intenciones? Ella no duda en agradecer la generosidad del muchacho con unos besos que ni siquiera su novia es capaz de darle. La muchacha rusa piensa que lo que sucede en Praga allí se queda, así que no tiene problemas de pagar tanta amabilidad con su propio cuerpo. Feliz de su suerte, el muchacho comienza a manosear a la guarra rusa que recibe con alegría las fogosas caricias. Ella para no ser menos se decide a atacar lo que hay debajo de su cremallera y regalarle una excelente mamada rusa al anfitrión. Sabiendo que la estadía en Praga será larga, la muchacha quiere pagar viarias noches con una maratónica sesión del mejor sexo posible. La mamada, es bien acompañada por caricias en la polla de él que no aguanta más y le retribuye la atención con una buena chupada de cola y coño.

Paga bien y paga mucho con su coño

La docilidad de la jovencita rusa parece querer pagar por muchos días, e incluso para recibir a más personas. Sin embargo lo que sucede es que ella no tiene ningún problema de entregar su coño y su boca por su carácter emprendedor y libidinoso. En cuatro se deja follar sin creer que el viaje que había comenzado tan mal por problemas de alojamiento ahora parece que está a punto de convertirse en el mejor viaje de su vida. Esta muchacha rusa es mucho más puta que las que habitualmente se encuentran en XVideos y XNXX.