Lejos de su casa pagó a la mejor puta de la ciudad

Visto 411 veces
69%
4
Cansado de tanto andar por la ciudad y de tantas reuniones aburridas, este turista que se encontraba tan lejos de su casa no quiso llamar a su esposa para tener sexo telefónico y masturbarse. Llamarla implicaba correr el riesgo de que ella lo tome a mal o no tenga tiempo de jugar un rato con él. El joven turista, que más temprano se había comprado una fantástica camarita go pro, decidió llamar a una guarra que encontró en la web para relajarse y que le dé un poco de cariño y caricias, tal como sabía que ella daba porque la había visto en Petardas y Cam4. La mujer amateur es una tremenda hembra que no le envidia ni actitud ni belleza a las pornstar que inundan internet. Para no ser descortés la recibió en la habitación del hotel y comenzó una conversación que no le importaba a ninguno de los dos. Ella quería seguir trabajando y él no pensaba en otra cosa que probarle el culo en una buena posición para el sexo anal.

Qué pedazo de tetas tiene la puta!

Luego de ir al baño, la puta de tetas infernalmente grandes estuvo lista para ganarse su dinero. Salió vestida como una mujer fatal y lista para que el turista no quiera volver a su casa ni mucho menos piense en su aburrida esposa. Ella hizo todo lo que él le pidió. Esa es la ventaja de follar con putas, mientras haya dinero ellas son complacientes lo que marca la enorme diferencia con las esposas que no quieren hacer esto o aquello. Tocar y disfrutar las brutales tetas de la puta no es imposible, pero tiene un precio que vale la pena pagar. Lejos de su casa pagó a la mejor puta de la ciudad que como regalo y recuerdo se dejó acabar en la cara y en la boca con muchas ganas.