Madre e hija follan rico

Visto 261 veces
88%
2
Mientras María se peinaba para encontrarse con su novio, Marta, su madre, la observaba desde la cama y pensaba cuánto ha crecido su hija. La mayor de las mujeres siempre supo su condición de bisexual y su inclinación a follar con personas más jóvenes que ella, pero nunca creyó que llegaría el día que se excitaría con su propia hija. Lo mejor de todo es que Marta sabe que su hija es una guarra porque más de una vez escuchó como grita cuando su novio se la folla en la habitación. Incluso ha visto como su hija le apoya la cola en la polla ofreciéndose para tener sexo anal a lo que el muchacho no puede resistirse. Para Marta es tiempo de ofrecerle a su hija una buena tarde de sexo incestuoso entre dos mujeres que aman follar y dar profundas mamadas sin más objetivos que el placer puro y duro. A María le encanta ver videos lésbicos en Pornhub y Rubias19. Ver a dos o más mujeres juntas la calienta a tope pero no había encontrado la oportunidad para experimentar comiendo un coño.

Mamá le da la teta y el coño

Cuando Marta y María empezaron a revolcarse en la cama se olvidaron que son madre e hijas, la calentura las convirtió sencillamente en dos amantes. Marta usó con su hija su dildo preferido y María aprendió rápido devolviendo la gentileza en esa vagina madura que aún quiere polla y se lubrica a la perfección. María disfrutó a tope de follar con la madre pero se enloquecía de pensar que podía entrar el novio y que todo terminara en un trío súper morboso e incestuoso también. Marta hizo todo para que María descubriera que ella también era bisexual, pero además para que aprendiera a disfrutar sola con un dildo cuando su novio se encuentre lejos de ella.