Pintor Dibuja en Pussy De Una Caliente Tetona Enloquecida

Visto 881 veces
95%
1
Esto puede pasarte a ti. Y si eres alguien que trabaja en la construcción o similares, es seguro que te pasará. Ocurre en otras profesiones pero no tanto como con el descaro que verás en este Cam4. Puesto que esta es la historia de un pintor de paredes que necesita dinero, verás la esclavización en manos de una tetona impiadosa. Mientras que te haces a la idea de lo cruel de este filme amateur, debo aclararte que para el sujeto resultará excitante.

Pinta Pero En Mi Coño

Esta guarra llega a su casa y ve a este humilde pintor. Debido a que está dejando su pared como nueva, la tatuada se enloquece. Parece que le gusta el arte de la pintura en todo sitio. Es así que con su exuberante cuerpo se aproxima para ver ese pincel mágico. Con sus pechugas tiesas y su mano rozando esta polla, la cachonda espera sacar pintura de allí. Consigue que esta brocha se ponga caliente y se pare ante ella. Cautivada por el grosor de este glande, se arrodilla ante su contratado. Mientras que la petarda succiona las gotas blancas fluyen por su esófago. Fogueada con la idea de pintarse por dentro con semen, aumenta el ritmo de estas chupadas. También su curtido coño deja ver colores traslúcidos por la calentura. Y su acompañante sabe que tiene que alistar la zona antes de deslizar su magia. Así que chupando esta concha, deja la superficie predispuesta a sus colores.

Dalí no es nada comparado con este sujeto

Aunque sus acciones son básicas en las paredes, en los coños es un maestro. Por lo tanto, cuando penetra a esta tetona, el calor de toda la cocina aumenta. La bonita eleva la pierna y recibe cada pincelada complacida. Se la está follando como si esta concha fuera un lienzo en el cual dejar su firma. Puesto que la libidinosa quiere probar sus propios trazos, se monta sobre él y en cabalgatas hace un dibujo abstracto. Tanto bamboleo la está dejando con las pechugas sudadas y para ventilarlas se pone como una perrita en celo. Por lo cual este artista arremete desde atrás dejando sus huellas en un sensacional bosquejo. Por suerte, esta nena sabe cargar el pincel y con mamadas lo embadurna para seguir follando con locura. Vuelve a este cuadro lleno de paletas de colores y deja su firma en el rostro de la joven. Sin dudas este chico es inspirador con su arte.